Menu

Biografía Led Zeppelin (1a parte)

Quien puso en movimiento la formación de Led Zeppelin (zeppelín de plomo) fue el guitarrista Jimmy Page (Heston, , 1944). Autodidacta, músico de estudio (curiosamente, tocó para un disco de Los Bravos) entró en los Yardbirds, junto a Jeff Beck, sustituto de Clapton.Tras la ruptura del grupo, Jimmy se dedicó a su faceta de productor y músico de sesión; pero tenía en mente la formación de una gran banda con la que desarrollar sus ideas sobre el rock. Con la ayuda de Peter Grant, último manager de los Yardbirds, se puso a buscar posibles candidatos. Como vocalista se fijó en el cantante pop Terry Reid; éste rehusó, aconsejando a Page que prestara atención a un joven de poderosísima voz llamado Robert Plant (1948, Bromwich, Staffordshire) que había cantado en The Band of Joy y en Hobbstweedle. El guitarrista quedó muy impresionado por el estilo de Plant y lo incorporó al proyecto. Decidieron adoptar el nombre de New Yardbirds, entre otras cosas por cubrir una serie de conciertos que tenía pendientes la antigua formación ya disuelta, y admitieron como bajista a John Paul Jones (1946, Kent), a quien ya conocía Jimmy de anteriores trabajos de estudio. Además del bajo, Jones se encargaría de los teclados. Para completar la sección rítmica de la banda, tras tantear al batería de Procol Harum, Robert recomendó para ocupar este puesto a John Bonham(Worcestershire, 1948), que había sido compañero suyo en The Band of Joy; apodado “Bonzo”, tenía un estilo enérgico y fue una elección feliz. 

led zeppelin

Constituida la formación, Peter Grant, como su manager, les embarcó en una gira por los países escandinavos con el nombre aún de New Yardbirds. Sobre el nombre definitivo, su autoría se atribuye generalmente a Keith Moon, aunque el también miembro de The Who, John Enwistle posteriormente ha declarado que fue él quien tuvo la idea. La banda se iba a llamar Lead Zeppelin, pero Peter Grant, temiendo que los americanos no pronunciaran bien Lead, lo convirtió en Led.

Desde los primeros momentos en que tocaron juntos notaron la buena compenetración , ya se sentían capaces de grabar su primer LP, cosa que hicieron en sólo treinta horas. Con esta grabación Grant logró firmar un espléndido contrato con Atlantic Records por 200.000 dólares (a pesar de ser un grupo desconocido todavía) y en el que se garantizaba la independencia creativa de los músicos. El álbum ve la luz en enero de 1969 y resulta un éxito en las listas de ventas de EEUU. Las cosas marchaban mejor de lo que esperaban, y comenzaron una gira americana, la primera de las diez que harían a lo largo de la vida del grupo, actuando esta vez como teloneros de Country Joe & The Fish y Iron Butterfly, precisamente la banda que con su “In-a-gadda-da-vida” había inspirado a Page y Bonham sobre todo para hacer algo diferente, de sonido más duro y fuerte. No se lanzó ningún single para promocionar el disco, pues los Zeppelin se veían como un grupo de LP’s. 

Led Zeppelin II” ve la luz en octubre de 1969, pasando a ser automáticamente número uno en las listas de ventas gracias a los pedidos adelantados. “Whole Lotta Love” es lanzado como single en una versión reducida y es masivamente radiado. 

En ese momento la familia von Zeppelin interpuso una demanda contra el grupo tratando de evitar que utilizaran en su nombre un apellido tan ilustre, por lo que durante su estancia en Dinamarca y Alemania actuaron como The Nobs.
Las actuaciones de Led Zeppelin poseían tal energía que sumía a la audiencia en un estado eufórico y enfebrecido, los seguidores empezaron a mostrarse violentos y se produjeron desórdenes en los conciertos celebrados en Pittsburg y Baltimore. Para volver a grabar en estudio, y alejarse de las peligrosas hordas de sus fans, los cuatro músicos se recluyen con sus familias y séquito en una idílica finca en el campo de Gales, y allí crearán su tercer disco, que se diferencia de los anteriores por su marcada cercanía al folk. Ellos estarían muy satisfechos, pero a la crítica y al público no les gustaron del todo estos aires bucólicos y el que en este último disco no hubiese tanta energía como en los anteriores
Tras esta pequeña y discreta decepción, vuelven las giras durante 1971. En Milán el público asalta el escenario provocando la intervención policial. El siguiente álbum haría multiplicar su fama, prestigio y riquezas. Grabado durante el verano de ese año de 1971, salió a la venta en octubre sin ningún título explícito, y supuso el mayor éxito conocido hasta entonces por la banda. El hermetismo del grupo y el del propio álbum añadió misterio a todo lo que se relacionara con Led Zeppelin, y se propagaron a este respecto rumores como el que decía que Jimmy Page, aficionado a la brujería, había embaucado al resto para celebrar una ceremonia en la que vendieron su alma al demonio a cambio del éxito. También se decía que el disco, pasado a menos revoluciones contenía mensajes satánicos.

Lo cierto es que Page era muy aficionado al ocultismo y estaba obsesionado con la figura de Aleister Crowley. Los temas tratados por el grupo en sus sencillas letras son el amor y el desengaño a que conduce, por una parte, y los asuntos mágicos o mitológicos. Esta segunda veta de interés del grupo irá acentuándose con los años, como se ve en las numerosas referencias al Tarot que introducen en las carpetas, los símbolos que identifican a cada miembro del grupo en el cuarto LP, los mitos nórdicos, célticos, artúricos, de los que gusta tanto Plant, etc. Como no podía ser de otra forma, cada detalle de esta naturaleza no hace sino incrementar el halo de misterio que rodea a la banda.
Dejando aparte todas estas historias algo fantásticas, una de las canciones del disco se convirtió en el imperecedero clásico por excelencia de Led Zeppelin y del Hard Rock en su conjunto: hablamos de la archiconocida “Stairway to Heaven”. 

One Response
  1. Daagii 1 julio, 2014 / Responder

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *